Aquí tienes algunos consejos para la limpieza de tu closet, prepara tu armario para la nueva temporada

Te recomendamos que, cuando te vayas a poner con ello, te vistas con ropa cómoda, empieces recogiendo la habitación, te pongas una playlist…

limpieza de closet

limpieza de closet

1. Todo fuera

Saca del armario toda la ropa y los accesorios que tengas. Así sabrás exactamente a lo que te enfrentas. 

Haz 4 montones:

a.     La que vas a volver a colocar

b.     La que vas a guardar en bolsas

c.     La que no uses (para vender o regalar)

d.     Y la que te haga dudar (de la que hablaremos en otro momento).

2.     Ahora que está todo fuera, aprovecha para limpiar a fondo el armario.

También puedes colocar bolsitas aromáticas en los cajones para aromatizar el armario.

3.  Reflexiona

 Sobre la ropa que te haga dudar, aplica esta regla: si no te la has puesto en los últimos 6 meses, regálala o véndela. Con las prendas a las que le tienes mucho apego, puedes probar a guardarlas un tiempo fuera del alcance de tu vista y si definitivamente no las echas de menos, las eliminas en el siguiente cambio de armario.

También plantéate preguntas del tipo: “Si viera ahora mismo estos zapatos en una tienda, ¿me los compraría? ”; “¿Me he puesto alguna vez esa camisa en el último año?”; “¿Me cabe esa falda?”; ¿Me siento cómoda con ella?”. Si te respondes que no, bota el artículo y directo al contenedor de reciclaje/donación.

4. Organización

Las prendas que vas a guardar colócalas en otro armario o bien en cajas de tela o bolsas (que podrás guárdalas bajo la cama…). Si las bolsas no son transparentes, anota fuera el contenido.

Vuelve a colocar la ropa que te vas a quedar y la que hayas recuperado para esta temporada, en el armario, clasificándola por tipo de prenda (faldas, jerséis, camisas…) y si es posible por ocasión (sport, arreglar), estilo o colores.

 Coloca los pantalones en colgadores o doblados. Las faldas y vestidos en colgadores, pero siempre de manera que las prendas mas largas queden libres para que los bajos no se arruguen y las más cortas sobre las cajoneras.

Coloca los pañuelos doblados en cajones o colgados de manera que puedas tenerlos todos a la vista.

Coloca las camisetas dobladas en los cajones.

En cuanto a los bolsos, elige un lugar cómodo para acceder a ellos y colócalos como si fueran libros, de pie o en un zapatero colgante. Los que uses de manera ocasional mejor consérvalos en una bolsa de tela o una caja transparente como las de los zapatos, para que no estén con polvo.

limpieza de closet

LOS INVITO A LEER EL SIGUIENTE CAPÍTULO, EL DÉCIMO POST SOBRE: BÁSICOS DEL ARMARIO

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *